La Unión Católica de Informadores y Periodistas de España, UCIPE, hizo entrega este domingo de sus premios Lolo de periodismo joven, en su XI y XII edición, a Ángeles Conde, redactora jefa de Rome Reports, y a David Vicente Casado, redactor jefe de El Debate de Hoy, ambos miembros de Crónica Blanca y premiados con el premio San Juan Pablo II de esta fundación. Presidió la entrega de premios monseñor Lorca Planes, obispo de Cartagena, que estuvo acompañado por Rafael Ortega, Presidente de la UCIP-E, y Álvaro de la Torre, secretario general, así como numerosos miembros de la junta directiva. La entrega de estos trofeos se llevó a cabo, como es tradición, con motivo de la Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales.

Ángeles Conde recibió de manos del obispo de Cartagena el trofeo acreditativo de su galardón, correspondiente al año 2019 en su XI edición, que no pudo ser entregado el curso pasado por motivo de la pandemia. La redactora jefe de Rome Reports Tv News Agency fue premiada, según el acta del jurado a la que dio lectura el secretario general de UCIPE, por su amplia trayectoria profesional a pesar de su juventud, por su versatilidad, y por sus importantes experiencias profesionales en prensa escrita y audiovisual, en particular, destacando el jurado su labor realizada en Roma, en la cobertura de la información del Vaticano, y también en la aproximación humana a otros temas sociales, que ha demostrado en sus reportajes, mostrando un modo de ejercer el periodismo como servicio a los demás, dando voz a los que no la tienen. Ángeles Conde se mostró muy agradecida y emocionada por este galardón, y afirmó haberse acordado mucho durante esta pandemia, en la que ha rezado mucho, del beato Lolo. Dejó claro que su modo de ejercer el periodismo seguirá siendo, como ha pedido el Papa Francisco «desgastando la suela de los zapatos» en búsqueda de la verdad y de dar voz a los excluidos.

David Vicente Casado también recibió su galardón de manos de monseñor Lorca Planes. Se trata de la XII edición correspondiente al año 2020, en el que se cumple el centenario del nacimiento del Beato Lolo. El redactor jefe de El Debate de Hoy se ha hecho merecedor del premio, a juicio del jurado, por el nítido compromiso católico que ha mostrado en su quehacer periodístico, impulsando una cabecera histórica iniciada por el cardenal Herrera Oria y situándola como un referente en el ámbito de la opinión. Se ha valorado su liderazgo y vocación periodística, que él enfoca en clave de servicio, tratando de acercar la realidad y su interpretación a los lectores, buscando la excelencia. David Vicente, al igual que Ángeles Conde, atesoran en su haber, además de una muy notable carrera periodística a su edad, también el premio San Juan Pablo II de la Fundación Crónica Blanca. David Vicente destacó, en las palabras pronunciadas tras recibir su galardón, que era para él un honor recibir este premio, máxime en el centenario del Beato Lolo, y que con él se ponen de manifiesto «los valores de una profesión tan maravillosa como es el periodismo». David se mostró muy agradecido a la UCIPE por el premio, que para él «poner en valor la cultura del esfuerzo, y qué mejor espejo en el que mirarse que el del beato Lolo, alguien que pese a su ceguera luchó siempre por encontrar la verdad, una verdad que está por encima de cualquier EGM, audímetros o dato de Google Analytics». Terminó su intervención con palabras de agradecimiento también para sus padres y esposa por su comprensión ante las dificultades que plantea el periodismo, y sumándose a las palabras que ya pronunciara la premiada en 2018, Laura Otón: «Me habéis puesto en la tarea de merecerlo aún más».

Rafael Ortega, presidente de la UCIPE, quiso tener un recuerdo especial para el Beato Lolo en su centenario, en particular en estos momentos de pandemia en los que tan necesitada está la sociedad de esperanza. Se congratuló porque se va a iniciar también la causa de beatificación del padre Gago, al que algunos empiezan a llamar «el santo de la radio». Rafael Ortega puso voz a una carta remitida por el Padre Rafael Higueras, postulador de la causa de canonización del Beato Lolo, que no pudo asistir a la entrega de premios por motivo de la pandemia. En esta misiva, felicitó a los premiados, y destacó que el Papa Francisco ya puso al beato Lolo como ejemplo a seguir, en un mensaje a la UCIP de Italia en septiembre de 2019, recordando el decálogo del periodista que escribió Lolo: «trabajar el pan de la información limpia con la sal del estilo y la levadura de la eternidad». Rafael Higueras recordó también la obra que el Beato Lolo creó cuando volvió de Lourdes, y que lleva por nombre Sinaí: la adhesión de más de 50 monasterios a la oración en favor de los periodistas.

Cerró el acto de entrega de premios monseñor Lorca Planes, obispo de Cartagena, que había oficiado previamente a este acto la eucaristía con motivo de la Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales, retransmitida por TVE, en la parroquia castrense de Santa María de la Dehesa de Cuatro Vientos, en Madrid. El obispo de Cartagena declaró que era un regalo para él poder compartir esta jornada con los periodistas católicos de la UCIPE y con los premiados, en una de los primeros actos que realiza al servicio de la Comisión Episcopal de Comunicaciones Sociales. Monseñor Lorca Planes animó a los periodistas a «narrar la realidad con los criterios de la verdad. Tenéis una profesión que os llenará toda la vida: detrás de vosotros habrá mucha gente, lectores, oyentes, por lo que debéis pensar en la verdad que vais a transmitirle a ellos». El obispo quiso incidir en el mensaje de esta jornada de las comunicaciones sociales: «Contad lo que habéis visto y oído, con una fidelidad grande a la verdad». Animó a los presentes a tomar el modelo de Cristo, que no sólo comunicaba con la voz y la palabra, sino también con el ejemplo, «que entra en lo hondo del corazón», y pidió que sea el otro el que nos importe, queriéndole llevar nosotros, como periodistas, la verdad.

Álvaro de la Torre